Articles - Artículos

Encrucijada en la Serra del Porquet

En 2006, se aprueba el Estudio Informativo del proyecto de la Red Arterial Ferroviaria de Alicante. En él se ofrece la solución definitiva de la variante de Torrellano que da como resultado un tramo nuevo de 12 kilómetros alejado de San Gabriel. Posteriormente, el Plan de Cercanías de la Comunidad Valenciana prevé la ejecución en dos fases: de Torrellano al Aeropuerto y de este a un nuevo apeadero interior en ese barrio.

Hoy ya hemos conseguido conectar la Avenida de Dénia con San Gabriel gracias a la Vía Parque. Hasta aquí todo más o menos en orden si no fuera porque el estudio de la nueva línea de cercanías pretende atravesar la Serra del Porquet, que es de lo que quería hablarles yo: el enclave alberga hasta tres yacimientos arqueológicos, uno de ellos declarado BIC por la Generalitat. Se trata de dos yacimientos de gasterópodos y uno de icnitas de mamíferos del Neógeno. Catalogaciones que debemos a las excavaciones inconclusas de hace ya diez años.

Y no solo eso, además la zona cuenta con restos de una calzada que se dirigía a una cantera con carrileras grabadas en la roca. Pueden ser vestigios romanos como de finales del siglo XIX. No se ha datado todavía a falta de un estudio que este Ayuntamiento debería encargar ya.

En 2017 se anunció que parte de la Serra del Porquet se convertiría en un bosque. A partir de El Palmeral hacia el interior y hasta la glorieta donde acaba la Vía Parque. Algo tendrá que ver que todo el suelo de la Sierra del Porquet está clasificado en el Plan de Acción Territorial Forestal de la Comunidad Valenciana (PATFOR) como suelo forestal.

Con todo esto, me parece inaudito que Antonio Manresa no haya retomado las excavaciones de 2011, o los estudios sobre la calzada de carrileras, pero me parece todavía más que Luis Barcala no haya retomado la idea de un bosque magnífico que proteja el área para un desarrollo de futuro rigurosamente necesario en esta ciudad.

Pero, eso sí, la Agencia Local de Desarrollo ha aprobado rauda y veloz la edificación de siete bloques destinados a la construcción de los nuevos apartamentos turísticos en El Plantío, cercano a la Sierra del Porquet y la de Los Colmenares. El conjunto de esas construcciones sumaría una edificabilidad de 11.000 metros cuadrados.

Como siempre, el ladrillo y no la protección de nuestro patrimonio natural y paisajístico. De nuevo el modelo de campo de golf sin uno de transición ecológica y de protección frente a los desafíos del cambio climático al lado. Deberíamos recordar que hasta seis cuencas y subcuencas confluyen en San Gabriel desde el Maigmó. Deberíamos recordar las terribles inundaciones que ha sufrido la zona en los últimos cincuenta años por el colapso del barranco de las Ovejas. Esas catástrofes perjudican sobre todo a los más vulnerables. No ayuda a mejorar la situación sentarse y firmar proyectos de ladrillo sin más.

En conclusión: tenemos una zona que solo se explota para ocuparla con la construcción, con indudable valor natural y cultural y un barrio colapsado por un modelo de infraestructuras del siglo XIX, de cuando posiblemente dejaron de rodar de los carros sobre la calzada de piedra.

Yo no soy un entendido en la materia, pero sí sé que atravesar meridionalmente una sierra con estas características para hacer un apeadero que ya casi nadie utiliza no parece la mejor idea. Es posible que exista una razón de peso para rasgar de arriba abajo el patrimonio natural alicantino. Con lo que sé, no puedo estar de acuerdo con ese estudio del Ministerio de Transportes.

Así que estarán de cuerdo conmigo en que el alcalde debería entrevistarse con el Ministro de Transportes y si están pensando atravesar la Serra del Porquet como dicen en sus webinars, ya que el alcalde inició exitosas conversaciones por la playa de trenes de Benalúa, finalmente y por suerte paralizada, algo por lo que le felicito. Así que igual es el momento de seguir con ese impulso y no esperar a reaccionar cuando se vea, como siempre, en un gran apuro político.

Por otra parte, si el alcalde me llama, le daré con gusto mi opinión. Le sugeriré que pida que los técnicos hagan otros estudios. Estudios que no atraviesen la Serra del Porquet, sobre todo. En cualquier caso, estaría bien que el Alcalde al menos se pronunciara sobre ese tema. Los vecinos de San Gabriel quedarían muy tranquilos, estoy convencido. Y de paso, que se pronuncie sobre el resto de proyectos de ciudad. Sobre la contrata pendiente del Transporte Público, de la que no sabemos nada, por ejemplo. O sobre el Parque Central, del que solo nos consta la aportación económica de obligado cumplimiento a AVANT. O sobre la oportunidad de un TRAM que pase por San Gabriel y termine en el Aeropuerto. Estoy deseando que, después de tres años, el Alcalde empiece a hacer este tipo de cosas, así no perderá su valioso tiempo en instar a los demás o poner palos en la rueda de los proyectos que afeen a su persona política.

No sé si le vendrá bien. Parece que el alcalde tiene suficiente con doblar el espinazo y hacerse una foto recogiendo un envase mientras no sabemos qué pasa con los grandes retos de movilidad e infraestructuras en esta ciudad. Quizá tiene pensado lanzarlos al mismo contenedor que ese envase hasta la próxima campaña.